Miercoles 20 de junio del 2018
 
x

¿Olvidó su contraseña?

Área: Opinión >> Comentarios y enfoque
Actualizado el 2015-04-11 a horas: 07:41:04

Crisis de la Justicia en Bolivia

Soluciones heroicas: Cambiar leyes procesales

Gustavo Portocarrero Valda*

Las palabras del Presidente Morales, en cuanto hizo hincapié en el cambio de normas, deben ser comprendidas en su justa magnitud. Y tiene razón porque la elección de jueces, que ya pretende hacer el denominado Consejo de la Magistratura, no es solución. El cambio de personas no cambia nada si no va ajustado al cambio completo de la estructura. Infelizmente esto no lo ha dicho el Sr. Presidente, como si quisiese conservar a quienes debería echar del Poder Judicial.

  • Artículos relacionados

Artículos que le pueden interesar

El contenido de estas páginas no refleja necesariamente la opinión de Bolpress

El referido Consejo magistratural, muy interesado en apenas un simple reglamentito, como triste aporte de solución, no ve más adelante de sus narices. Tampoco dice –y esto es lo sugestivo– si la renovación le alcanzará a sí mismo y a todos los demás de la cúpula. No obstante aquello, el clamor general por los cambios ya está adivinando tan solapado práctico propósito, que se intuye así: “Cambiemos a los otros, que nos quedamos nosotros”

Confiando, sin mucha esperanza, en que no hayan jugarretas y se avance las cosas en forma ordenada y recta y sensata, se impone insistir en que primero es el número uno y después el dos.

Por esta razón van primero las sugerencias de orden legal:Si el Presidente es consecuente con sus palabras, debe admitir que todas las leyes con las que se cocina la actividad diaria judicial no son complicadas sino complicadísimas. Al ser copias de otras realidades, tampoco se adaptan a la nuestra, que requiere de sencillez.

Porque a mala harina sale mal el pan, deben cambiarse todas las leyes procesales. Son estas últimas las que impulsan una gama completa de taras, malos hábitos, rutinas absurdas, rémora, retardación de causas, prolongaciones de actos, postergaciones y otras barbaridades que no acaban.

2. Parece que hay que se machacón para que a uno le entiendan. Con este fundamento no me es problema plantear un algo elemental: Si el proceso criminal ha colapsado por retardar aquella justicia y convertido el juicio verbal en verborrea, palabrería, ¿sería racional traspasar también semejante boba oralidad al proceso civil y a otros procesos más, como así se está haciendo?

3. Por este motivo vuelvo le a pedir públicamente al Sr. Presidente que suspenda la vigencia del nuevo Código Procesal Civil (anunciada para el 6 de agosto), hasta que se haga una auditoría de su contenido, que acusa futuros grandes problemas de retardación y eternización del juicio civil.

Como ya se indicó en uno de los artículos anteriores, sus sabios redactores, maravillados de tanta barbaridad –además de copiar textos extranjeros– no han hecho una de las cosas más elementales, que toda persona racional haría: medir el tiempo judicial de cada paso procesal. Semejante descuido no capta la esencia de los cambios legales, que se puede expresar con un vocablo que lo dice todo: simplificación.

4. Para revisar todo aquello, debe invitarse o contratarse a los entendidos en la materia, mediante instituciones de respetabilidad. Así como solo un cirujano puede operar el cuerpo, los legos sin experiencia –por muy buenas intenciones que tengan– nunca van a lograr la efectividad que se espera. Carecen de aquella característica, por haber sido nominados a dedo.

Excmo. Presidente: Que no se nomine más a dedo, Si el cuerpo creado se halla enfermo, uno mismo no puede ser médico de su propio cuerpo. Acabará encubriendo sus propios errores.

5. Pasemos ahora al problema de la capacitación. Ya es hora de que –por negociación o por imposición legal– se disponga el cierre definitivo de las carreras de Derecho en las pretendidas universidades privadas y se presione a las universidades del sistema público nacional, hagan lo mismo, por lo menos por cinco años. El país no necesita de tanto abogado, pero se gastan recursos en tan innecesaria carrera para el país. Las universidades estatales podrían abrir la carrera judicial, como una especialidad tres años en favor del titulado.

El paso anterior sería un antecedente cualitativo adecuado y heroico, para la mejora del elemento existente.

6. Finalmente, en este punto hay muchas otras normas que cambiar y/o ajustar, al mismo propósito de fondo.

---

* El autor es periodista, gustavop2@hotmail.com

Volver atrás
Enviar el artículo por E-mail
close



10 - 6 = echchange

Con el uso de ese servicio Ud. acepta:
Su dirección E-Mail y la del destinatario serán utilizados sólo para avisar al destinatario sobre el envío. Para evitar el mal uso del servicio, Bolpress registrará el IP del emisor del mensaje.

Compartir el artículo en Facebook Versión para mprimir
+ Restaurar tamaño del texto -
Mas informacion
Uhr 4

min.

... a fondo

La influencia histórica de la convicción patriótica

Eduardo Paz Rada

La historia de la sociedad boliviana ha estado marcada por la dinámica y las contradicciones de las relaciones con las potencias capitalistas mundiales en torno a la explotación de los recursos naturales acompañada con la dominación política e ideológica sobre el conjunto de América Latina. En este contexto, los estudios, aportes y (...) :: Más detalles

Otros artículos de análisis

El gobierno de Evo Morales acelera el montaje de la planta nuclear

AnaliaPandoCabildeo

¿Por qué el gobierno de Evo Morales quiere gastar más de 2 mil millones de dólares en la construcción de (...)

Elites económicas y decadencia sistémica

Jorge Beinstein

A raíz de la llegada Mauricio Macri a la presidencia se desató en algunos círculos académicos argentinos la (...)

El gobierno del MAS se hunde en un mar de mentiras

AmaliaPandoCabildeo

El gobierno del MAS ha perdido tres elecciones consecutivas desde 2014 porque las grandes mayorías, sobre todo urbanas, ya no creen (...)

Quintana tiene el hábito de desviar fondos públicos y de impartir “línea” a los periodistas

Wilson García Mérida

La difusión de un audio que registra una reunión “de trabajo” entre el ministro de la Presidencia Juan (...)

la frase

Álvaro García ha leído pocos libros Cita a Hegel pero leyó citas de citas nada más Por eso carece de espíritu humanista y sufre acomplejamiento social e intelectual

Wálter Chávez, ex asesor del MAS

¿Cuál es el principal desafío del nuevo gobierno

  • Seguridad ciudadana
  • Lucha contra el narcotráfico
  • Industrialización
  • Empleo y educación
  • Otros

Encuesta vigente desde el 13-10-2014

Encuesta anterior:

Por quién votará en las elecciones de 2014