Miercoles 15 de agosto del 2018
 
x

¿Olvidó su contraseña?

Área: Sociedad >> Ecología
Actualizado el 2013-12-04 a horas: 21:57:10

Mars One, viaje sin retorno al Planeta Rojo

¿Vida en Marte?

Vivian Collazo Montano *

La observación de Marte, el cuarto planeta del sistema solar, ha sido desde la antigüedad uno de los asuntos más controvertidos para científicos e investigadores. La discusión sobre la existencia o no de vida en su superficie es un tema recurrente en la historia de la humanidad. Por ello, en las últimas cuatro décadas, muchas misiones fueron enviadas al llamado Planeta Rojo, sondas espaciales que mostraron algunas de las características del cercano vecino, su superficie rocosa, fría y estéril.

  • Artículos relacionados

Artículos que le pueden interesar

Las exploraciones a Marte comenzaron en la década de los 60, cuando la entonces Unión Soviética intentó enviar algunas sondas, la mayoría de las cuales fracasó. Por su parte, Estados Unidos consiguió lanzar algunos satélites que brindaron informaciones de interés, tal es el caso de la Mariner 4, que en 1965 consiguió transmitir datos desde las cercanías de Marte, la Mariner 6 y 7 que en 1969 permitió observar un planeta lleno de cráteres y parecido a la Luna.

En 1971 la Mariner 9 se situó en la órbita marciana, desde donde realizó investigaciones en medio de una espectacular tormenta de polvo y fue la primera en percibir canales que parecían antiguos ríos, detectando también vapor de agua en la atmósfera. Más recientes son las misiones de los robots Spirit y Opportunity que aterrizaron en 2004 en dos zonas diametralmente opuestas para analizar rocas en busca de agua, encontrando indicios de un antiguo mar o lago salado.

Planeadas para una duración de tres meses, los rovers sobrepasaron las expectativas. Spirit quedó inoperable en marzo de 2010, pero para entonces ya había enviado suficiente información. En tanto Opportunity ya cumplió 10 años de intensa actividad y parece que su labor está lejos de terminar.

Sin embargo, el Curiosity, vehículo explorador más grande y sofisticado de la NASA, con 10 instrumentos a bordo, es quizás el que mayores aportes brindó, al lograr constatar que Marte en un lejano pasado pudo albergar vida microbiana. El ingenio fue lanzado el 26 de noviembre de 2011 y aterrizó en el cráter Gale el 6 de agosto de 2012, tras recorrer 60 millones de kilómetros.

Desde entonces el también conocido Laboratorio Científico de Marte (MSL en inglés) envió a la tierra 190 gigabits (23 gigabytes) de información, cerca de 36.700 fotografías de alta resolución, realizó 75 mil disparos de láser para analizar materiales del suelo y recorrió 1,6 kilómetros sobre la superficie marciana.

Curiosity está dotado de poderosos instrumentos alimentados por una batería nuclear, en vez de depender de la luz solar. Es fuerte y potente, mucho más que sus predecesores, los gemelos Spirit y Opportunity, llegados a Marte en abril de 2004 para una misión de tres meses en busca de señales de agua.

Los análisis de las muestras tomadas por Curiosity determinaron la composición del suelo, a base de agua, azufre y sustancias que contienen cloro. Además en una roca recogida junto al antiguo lecho de un arroyo se identificó azufre, nitrógeno, hidrógeno, oxígeno, fósforo y carbono, algunos de ellos esenciales para la existencia de vida, tal y como se conoce.

La observación de la roca -una piedra de lodo de grano fino que contiene minerales de arcilla, minerales sulfatos y otros químicos- apunta a que el agua no era salada, ni demasiado ácida como para impedir la vida. Una muestra adicional extraída será usada con el fin de ayudar a confirmar los resultados Este ha sido el descubrimiento más significativo del Curiosity hasta la fecha. Sin embargo, aún queda mucho trabajo por hacer, pues la misión está programada para un año marciano (686 días), tiempo en el cual deberán realizarse nuevas investigaciones.

Los científicos planean trabajar en el área de la “bahía de Yellowknife” antes de iniciar el camino hacia el monte Sharp, a ocho kilómetros de distancia y principal objeto de exploración. El recorrido demorará varios meses, pues el Curiosity deberá parar cada vez que halle formaciones geológicas interesantes para poder analizarlas.

La base del monte suscita gran interés en función de las diferentes capas de sedimentos, que podrían permitir datar los períodos en los cuales el planeta fue apto para la vida. No obstante, cualquier confirmación deberá esperar, solo en 2020 la NASA enviará otra sonda, “Curiosity 2”, dotada de instrumentos capaces de detectar signos de vida, actual o pasada, aunque a partir de 2018 podría adelantársele el robot euroruso Exomars, equipado con la tecnología necesaria, indicaron especialistas.

Viaje a Marte sin retorno

Más de 200 mil personas de todo el mundo se ofrecieron como voluntarios para la misión Mars One (en español Marte Uno), un proyecto privado holandés para fundar la primera colonia humana en Marte. El plan es mandar satélites de comunicación en 2016 y luego de varias etapas, lanzar en 2023 un equipo de humanos para que vivan permanentemente, y luego llevar cuatro astronautas cada dos años tras el envío inicial.

En un plazo de inscripción de solo cinco meses es llamativa la cantidad de personas que se anotaron para vivir en el planeta rojo, máxime cuando saben que nunca regresarán a la Tierra. La mayor cantidad de arriesgados proviene de Estados Unidos, seguidos de los indios, chinos y brasileños, pero hay solicitudes de Gran Bretaña, Canadá, Rusia, Filipinas, España, Colombia, Argentina, Australia, Francia, México, Turquía, Chile, Ucrania, Perú, Alemania, Italia y Polonia.

La convocatoria fue bien sencilla, se solicitaron sujetos mayores de edad, con buena salud, habilidades sociales y conocimientos del idioma inglés, pero solo 24 personas serán escogidas, y antes deberán pasar por difíciles pruebas para comprobar su capacidad. Se prevé que para julio de 2015 un jurado elegirá a los voluntarios que se entrenarán en grupos de cuatro hasta el inicio de la misión en 2023.

Los organizadores del proyecto, liderados por Bas Lansdorp, indicaron que una comisión elegirá a los candidatos durante los próximos dos años, aunque el primer grupo de cuatro terrícolas no pisará suelo marciano hasta 2023. Para entonces, la compañía asegura que tendrá lista una colonia habitable y sostenible, diseñada para recibir nuevos astronautas cada dos años. Además, explicó que se desarrolla “un plan preciso y realista basado enteramente en tecnologías existentes”.

Según explicaron, el asentamiento estará basado en paneles solares, como fuente de energía. Marte está más lejos del Sol que la Tierra, y por ende es menor la ganancia solar, pero como la atmósfera es mucho más delgada, la cantidad de radiación que llega a la superficie es mayor, señalan los expertos.

La fundación estima que la primera misión de Mars One, tenga un costo de seis millones de dólares, por lo que en lo adelante trabajarán en diferentes ejes, como la recaudación de fondos y la preparación tecnológica para el envío de la misión. Sin embargo, la cobertura de prensa será la que de seguro recaude mayor cantidad de dinero. Para ello, se planea un evento globalizado que muestre desde la selección de los astronautas, su entrenamiento, el despegue y la llegada a Marte.

Lansdorp señaló que ya ha hablado con expertos en medios y agencias de publicidad y se muestra seguro de que la vida en Marte será un éxito por décadas para los consumidores en la Tierra. Dijo que “si los humanos llegan a Marte, todo el mundo querrá verlo y la audiencia superará a la de los Juegos Olímpicos”.

* La autora es periodista de Prensa Latina.

Volver atrás
Enviar el artículo por E-mail
close



7 - 5 = echchange

Con el uso de ese servicio Ud. acepta:
Su dirección E-Mail y la del destinatario serán utilizados sólo para avisar al destinatario sobre el envío. Para evitar el mal uso del servicio, Bolpress registrará el IP del emisor del mensaje.

Compartir el artículo en Facebook Versión para mprimir
+ Restaurar tamaño del texto -
Mas informacion
Uhr 7

min.

... a fondo

La influencia histórica de la convicción patriótica

Eduardo Paz Rada

La historia de la sociedad boliviana ha estado marcada por la dinámica y las contradicciones de las relaciones con las potencias capitalistas mundiales en torno a la explotación de los recursos naturales acompañada con la dominación política e ideológica sobre el conjunto de América Latina. En este contexto, los estudios, aportes y (...) :: Más detalles

Otros artículos de análisis

El gobierno de Evo Morales acelera el montaje de la planta nuclear

AnaliaPandoCabildeo

¿Por qué el gobierno de Evo Morales quiere gastar más de 2 mil millones de dólares en la construcción de (...)

Elites económicas y decadencia sistémica

Jorge Beinstein

A raíz de la llegada Mauricio Macri a la presidencia se desató en algunos círculos académicos argentinos la (...)

El gobierno del MAS se hunde en un mar de mentiras

AmaliaPandoCabildeo

El gobierno del MAS ha perdido tres elecciones consecutivas desde 2014 porque las grandes mayorías, sobre todo urbanas, ya no creen (...)

Quintana tiene el hábito de desviar fondos públicos y de impartir “línea” a los periodistas

Wilson García Mérida

La difusión de un audio que registra una reunión “de trabajo” entre el ministro de la Presidencia Juan (...)

la frase

Álvaro García ha leído pocos libros Cita a Hegel pero leyó citas de citas nada más Por eso carece de espíritu humanista y sufre acomplejamiento social e intelectual

Wálter Chávez, ex asesor del MAS

¿Cuál es el principal desafío del nuevo gobierno

  • Seguridad ciudadana
  • Lucha contra el narcotráfico
  • Industrialización
  • Empleo y educación
  • Otros

Encuesta vigente desde el 13-10-2014

Encuesta anterior:

Por quién votará en las elecciones de 2014