Sábado 17 de noviembre del 2018
 
x

¿Olvidó su contraseña?

Área: Sociedad >> Sindicatos
Actualizado el 2012-03-13 a horas: 23:01:57

El filósofo más conocedor del capitalismo “se ha levantado de la tumba”, según dos economistas del sistema

Marx tenía razón: “El capitalismo es autodestructivo”

No se puede preservar al capital abaratando los costos del trabajo sin tener un exceso de capacidad y una falta de demanda agregada. Por eso, llegado a cierto punto, el capitalismo puede destruirse a sí mismo, dice Nouriel Roubini, el “gurú” del sistema que se hizo famoso prediciendo la crisis de 2008. Para entender la crisis actual hay que estudiar la obra de Marx, recomienda el economista jefe del banco suizo USB.

  • Artículos relacionados

Artículos que le pueden interesar

En una entrevista con el Wall Street Journal en agosto de 2011, el profesor de economía de la New York University Nouriel Roubini dijo que en los últimos dos o tres años se ha experimentado un genuino empeoramiento de la economía y un crecimiento de las desigualdades de ingresos. (1)

El economista explicó que se asiste a una radical redistribución del ingreso desde el trabajo hacia el capital y desde los salarios hacia los beneficios; y la propensión marginal al gasto de un hogar es mayor que la propensión marginal de una empresa, porque, si comparamos empresas con hogares, éstos últimos tienen más propensión al ahorro. De modo que la redistribución del ingreso y de la riqueza empeora el problema de la inadecuada demanda agregada.

Según Roubini, se pensaba que los mercados funcionaban, pero no están funcionando. Las empresas, para sobrevivir y salir adelante, pueden abaratar más y más los costes del trabajo, pero éstos son los ingresos y el consumo de algún otro. Por eso es un proceso autodestructivo. No se puede perseverar al capital en el desplazamiento de ingresos del trabajo sin tener un exceso de capacidad y una falta de demanda agregada. Y eso es lo que ha ocurrido. Karl Marx llevaba razón: llegado a cierto punto, el capitalismo puede destruirse a sí mismo, afirmó Roubini.

Días después, el economista jefe del banco suizo USBGeorge Magnus recomendó en un artículo publicado en el periódico económico Bloomberg: “Los responsables políticos que luchan por comprender la avalancha de pánico financiero, las protestas y otros males que afligen al mundo harían bien en estudiar la obra de un economista muerto hace mucho tiempo: Karl Marx”. (2)

“El espíritu de Marx, que está enterrado en un cementerio cerca de donde vivo en el norte de Londres, se ha levantado de la tumba debido a la crisis financiera y la recesión económica posterior. El profundo análisis del filósofo más conocedor del capitalismo tiene un montón de defectos, pero la economía global actual presenta muchas misteriosas semejanzas con las condiciones que él había previsto”, expuso Magnus.

“Consideremos, por ejemplo, la predicción de Marx de que el conflicto inherente entre el capital y el trabajo se manifestaría. Como escribió en Das Kapital, la búsqueda de las empresas de los beneficios y la productividad, naturalmente, les lleva a necesitar cada vez menos trabajadores, lo que lleva a la creación de un ‘ejército industrial de reserva’ de los pobres y los desempleados: ‘La acumulación de riqueza en un polo es, por tanto, al mismo tiempo acumulación de miseria’”, rememoró Magnus.

El proceso que Marx describe es visible en todo el mundo desarrollado, particularmente en los esfuerzos de las compañías de EE.UU. para reducir costos y evitar la contratación de EE.UU. han aumentado las ganancias corporativas como parte de la producción económica total de más alto nivel en más de seis décadas, mientras que la tasa de desempleo se sitúa en el 9,1% y los salarios reales están estancados. Por otro lado, la desigualdad de ingresos en Estados Unidos ha llegado a su nivel más alto desde la década de 1920.

Continuó Magnus: “Marx también señaló la paradoja de un exceso de producción y de bajo consumo: cuanto más trabajadores se queden relegados a la pobreza, menos serán capaces de consumir todos los bienes y servicios que las empresas producen. Cuando una empresa reduce los costos para aumentar los ingresos, es inteligente al maximizar beneficios, pero cuando lo hacen todas las empresas al mismo tiempo, socavan la distribución del ingreso y la demanda efectiva de los que dependen de los ingresos y beneficios”.

Notas:

1. Alternet.org transcribió el fragmento que luego fue traducido al castellano por Miguel de Puñoenrostro y reproducido por la revista electrónica www.sinpermiso.info el11 de septiembre de 2011.

2. El artículo de Magnus fue traducido al castellano por Jaque Al Neoliberalismo

Volver atrás
Enviar el artículo por E-mail
close



12 + 3 = echchange

Con el uso de ese servicio Ud. acepta:
Su dirección E-Mail y la del destinatario serán utilizados sólo para avisar al destinatario sobre el envío. Para evitar el mal uso del servicio, Bolpress registrará el IP del emisor del mensaje.

Compartir el artículo en Facebook Versión para mprimir
+ Restaurar tamaño del texto -
Mas informacion
Uhr 4

min.

... a fondo

La influencia histórica de la convicción patriótica

Eduardo Paz Rada

La historia de la sociedad boliviana ha estado marcada por la dinámica y las contradicciones de las relaciones con las potencias capitalistas mundiales en torno a la explotación de los recursos naturales acompañada con la dominación política e ideológica sobre el conjunto de América Latina. En este contexto, los estudios, aportes y (...) :: Más detalles

Otros artículos de análisis

El gobierno de Evo Morales acelera el montaje de la planta nuclear

AnaliaPandoCabildeo

¿Por qué el gobierno de Evo Morales quiere gastar más de 2 mil millones de dólares en la construcción de (...)

Elites económicas y decadencia sistémica

Jorge Beinstein

A raíz de la llegada Mauricio Macri a la presidencia se desató en algunos círculos académicos argentinos la (...)

El gobierno del MAS se hunde en un mar de mentiras

AmaliaPandoCabildeo

El gobierno del MAS ha perdido tres elecciones consecutivas desde 2014 porque las grandes mayorías, sobre todo urbanas, ya no creen (...)

Quintana tiene el hábito de desviar fondos públicos y de impartir “línea” a los periodistas

Wilson García Mérida

La difusión de un audio que registra una reunión “de trabajo” entre el ministro de la Presidencia Juan (...)

la frase

Álvaro García ha leído pocos libros Cita a Hegel pero leyó citas de citas nada más Por eso carece de espíritu humanista y sufre acomplejamiento social e intelectual

Wálter Chávez, ex asesor del MAS

¿Cuál es el principal desafío del nuevo gobierno

  • Seguridad ciudadana
  • Lucha contra el narcotráfico
  • Industrialización
  • Empleo y educación
  • Otros

Encuesta vigente desde el 13-10-2014

Encuesta anterior:

Por quién votará en las elecciones de 2014