Viernes 22 de junio del 2018
 
x

¿Olvidó su contraseña?

Área: Internacional >> Latinoamérica
Actualizado el 2009-10-24 a horas: 18:01:23

Terrorismo contra Cuba: La impunidad sigue siendo la regla

Jean-Guy Allard

Mientras la prensa amnésica de Miami está celebrando la salida de prisión del "activista anticastrista Santiago Alvarez, principal benefactor del exiliado cubano Luis Posada Carriles", las víctimas del terrorismo cubanoamericano recuerdan sus crímenes.

Varias veces se denunciaron en la prensa cubana las características de este "destacado empresario" (dixit The Miami Herald) que la CIA ubicó en organizaciones terroristas con el propósito de activar operaciones cuya paternidad siempre pudo negar. No es por gusto que Alvarez fue el enlace durante meses entre Posada Carriles, cuando fue hecho preso por terrorismo en Panamá, y sus jefes, hasta que Interpol fue alertada de sus actividades.

Nieto de un cómplice del asesino del héroe estudiantil cubano Julio Antonio Mella e hijo de un asesino batistiano que llegó a ser Senador por Matanzas, Santiago Alvarez Fernández Magriñá fue miembro de los comandos de la Operación 40 creados por la CIA para las tareas sucias ligadas a la invasión de Playa Girón. Se vinculó luego a Manuel Artime, contrarrevolucionario identificado con la misma agencia de inteligencia

Si el FBI de Bush perdió la memoria acerca de este eminente miembro de la cúpula mafiosa de Miami que sigue dominando la prensa local, el FBI de su sucesor -es cierto que Obama no ha tocado su jefatura- sigue también afectado por una preocupante inercia cuando se trata del terrorismo contra Cuba o del uso del territorio norteamericano para conspirar contra los enemigos de las oligarquías del continente.

¿Recordará el "benefactor" a un tal Ihosvani Suris?

El sábado 10 de marzo del 2001, Santiago Alvarez Fernández Magriñá se presentaba en el stand de la firma Miami Police Supply, en la feria del Centro de Convenciones de Coconut Grove, ubicado en 2700 South Bay Shore Drive, en Miami. Compró, de un solo golpe, ocho fusiles AK-47 por 2 712 dólares (a razón de 339 cada uno), ocho pistolas Makarov por 1 112 dólares (139 cada una) y 2 000 tiros de AK por 400 dólares.

Alvarez estaba acompañado por Ihosvani Suris de la Torre, miembro de la organización paramilitar Comandos F-4, sita en la calle 14, esquina a Flager, y dirigida por el connotado terrorista Rodolfo Frómeta Caballero.

Pagan al contado pero no se llevan la mercancía; según la ley, la tendrán dentro de cinco días después de realizarse los chequeos de seguridad.

Se supone que tales compras no son comunes y que la policía de inmediato se entera. Pero Álvarez no tiene nada que temer: el FBI de Miami era entonces dirigido por Héctor Pesquera (¡qué casualidad!), un destacado colaborador de la mafia terrorista que se dedica a perseguir y enjuiciar a "agentes" cubanos.

Suris se encargará de recoger en instalaciones de la Miami Police Supply, los días 22 y 23 de marzo siguientes, los ocho AK-47, los ocho Makarov y los 2 000 tiros, sin la menor dificultad.

Suris llevó las armas a casa de un amigo, Carlos Deschamps, donde las mantuvo hasta presentarlas personalmente a Santiago Alvarez en el parqueo de la cafetería ubicada en la calle 135, North West, esquina a la Quinta Avenida, en Miami.

Esa compra, más que sospechosa, fue seguida de otras, de todo tipo de equipos paramilitares, uniformes, botas, hachas, cuchillos y más municiones, en varias tiendas.

Santiago Alvarez es un personaje muy conocido en la Pequeña Habana como un capo de la mafiosa Fundación Nacional Cubano-Americana. Y los que frecuentan los círculos extremistas saben que el individuo es un jefe de su ala paramilitar

Y Suris reaparece en la costa de Cuba

A las 6:20 de la tarde del día 26 de abril siguiente, tropas guardafronteras cubanas capturaron, cerca de Sagua la Grande, a Suris de la Torre y dos cómplices, Santiago Padrón y Máximo Madrera, todos residentes en el condado de Miami-Dade, y se les ocuparon varias de las armas compradas en la Miami Police Supply -fusiles de asalto AK-47, un fusil M-3 con silenciador y tres pistolas semiautomáticas Makarov-, las mismas armas cuya venta nunca interesó a Héctor Pesquera y su gente.

La televisión cubana, unas semanas después, en su Mesa Redonda, tenía una sorpresa para los televidentes: un video en el cual se veía y oía a Ihosvani Suris de la Torre mientras estaba detenido, conversando por teléfono con su jefe en Miami... Santiago Alvarez.

Al terrorista miamense, protegido por el FBI de Héctor Pesquera, Suris preguntó si debía seguir con el proyecto de provocar una explosión en el cabaret Tropicana, de La Habana, diariamente visitado por cientos de turistas, tal como Alvarez se lo había orientado. Alvarez, sin saber que su mercenario estaba detenido, lo alentó a proseguir con el criminal proyecto.

Por supuesto, a pesar de la difusión de esa confesión pública, Santiago Alvarez no tuvo que contestar, de ninguna manera, a la menor pregunta de los hombres del agente especial Pesquera.

"Benefactor" de actos de terrorismo

En el 2000, el FBI se enteró, pero prefirió ignorarlo, de que el mismo Santiago Alvarez apoyó, siempre con el dinero de la FNCA, a Luis Posada Carriles, Pedro Remón, Gaspar Jiménez y Guillermo Novo Sampoll, quienes pudieron realizar tranquilamente sus compras de explosivos C-4 con el propósito de destruir el anfiteatro de la Universidad de Panamá, donde iba a hablar el Presidente cubano frente a una multitud de estudiantes, trabajadores y representantes de comunidades indígenas.

Luego del arresto de aquellos conspiradores, Santiago Alvarez se mantuvo libre, en territorio norteamericano, a pesar de su activa participación en el crimen. Viajó varias veces desde Miami hacia Panamá, para llevar a los cuatro reclusos el dinero y las orientaciones de su organización.

Hasta que su actividad fue formalmente denunciada a Interpol.

Ahora, nadie en el aparato judicial de la Florida, en el ICE y aún menos en el FBI, se ha atrevido a abrir de verdad el explosivo dossier de la llegada de Posada a EE.UU., concebida, financiada y realizada por Alvarez en su barco Santrina.

Nadie ha tocado el dossier a pesar de que el crimen constituye una gravísima violación de las leyes de la seguridad de Estados Unidos.

Varios terroristas, incluyendo a José Basulto, han testificado ante las cámaras de la televisión de Miami acerca de las actividades criminales de Álvarez contra Cuba y de la ayuda que recibió de las autoridades estadounidenses.

Ejemplo de aquello, José Enrique Dauzá, quien se dice "abogado y amigo de Posada", reveló sin vergüenza alguna la actividad que realizó con cómplices en territorio norteamericano "amparados por la CIA y el Gobierno de los EE.UU".

"Manejamos toda clase de armas y esas armas que se suponen federales están regadas por todo Miami desde hace 40 años", añadió.

- ¿Eso no cambió desde el 9-11?, le preguntó el presentador de un popular programa de TV.

- En el año 91, todavía, yo tuve un alijo de armas, de AK-47 con explosivos para una operación que íbamos a hacer en Cuba...

- Eso es una violación de la ley de neutralidad.

- Claro -contestó Dauzá-. Y yo era el encargado de suministrar el cover para transportar las armas y llevarlas al lugar de donde salía el bote.

Por su parte, al ser entrevistado en otra oportunidad, el asesino y torturador Félix Rodríguez Mendigutía, amigo personal de los Bush, no escondió que iba a buscar la liberación del "protector" de Posada a través de presiones políticas.

- Todo lo que está a nuestro alcance lo podemos hacer en contacto con diferentes autoridades en este país, en contacto personal que... yo creo que no vale la pena discutir aquí, pero sí vamos a hacer lo más que podamos para ayudar a nuestro compañero.

La lista de los delitos flagrantes de Santiago Álvarez -cuyo caso las agencias internacionales AP y EFE manejan con elocuente complacencia- es interminable.

¡Y a Robert Ferro le quedan solo 15 meses!

En materia de posesión de armas, su record es, sin embargo, superado por el cubanoamericano de California Robert Ferro.

Este otro "activista anticastrista" confesó en el momento de su arresto, pertenecer al grupo terrorista miamense Alpha 66 y se jactó de haber acumulado 1 600 armas con vistas a organizar acciones terroristas contra Cuba, además de decirse no solo autorizado sino orientado por la CIA

Fue sentenciado a 65 meses de detención y a una multa de 75 000 dólares por la jueza Virginia A. Phillips de la corte de distrito de Upland, California

La acusación se restringió entonces a... 17 armas de fuego y una granada en lugar del arsenal de 1 571 ametralladoras, pistolas, granadas y municiones que las autoridades federales hallaron en las paredes y el piso de la mansion de Ferro en Upland.

Las armas de guerra encontradas, reconocidas como tales por los peritos de la policía, fueron declaradas "de colección" por los fiscales federales, sometidos a las orientaciones de Bush y sus colaboradores.

Ferro admitió su culpabilidad a un único cargo de ''posesión de armas por un convicto de delito grave'' cuando la Fiscalía anunció consolidar en un solo cargo los siete que pesaban sobre él.

A Robert Ferro le quedan solo 15 meses de privación de libertad. Arrestado con el arsenal privado más grande capturado en la historia de Estados Unidos, estará libre en enero del 2011.

Volver atrás
Enviar el artículo por E-mail
close



6 - 4 = echchange

Con el uso de ese servicio Ud. acepta:
Su dirección E-Mail y la del destinatario serán utilizados sólo para avisar al destinatario sobre el envío. Para evitar el mal uso del servicio, Bolpress registrará el IP del emisor del mensaje.

Compartir el artículo en Facebook Versión para mprimir
+ Restaurar tamaño del texto -
Mas informacion
Uhr 8

min.

... a fondo

La influencia histórica de la convicción patriótica

Eduardo Paz Rada

La historia de la sociedad boliviana ha estado marcada por la dinámica y las contradicciones de las relaciones con las potencias capitalistas mundiales en torno a la explotación de los recursos naturales acompañada con la dominación política e ideológica sobre el conjunto de América Latina. En este contexto, los estudios, aportes y (...) :: Más detalles

Otros artículos de análisis

El gobierno de Evo Morales acelera el montaje de la planta nuclear

AnaliaPandoCabildeo

¿Por qué el gobierno de Evo Morales quiere gastar más de 2 mil millones de dólares en la construcción de (...)

Elites económicas y decadencia sistémica

Jorge Beinstein

A raíz de la llegada Mauricio Macri a la presidencia se desató en algunos círculos académicos argentinos la (...)

El gobierno del MAS se hunde en un mar de mentiras

AmaliaPandoCabildeo

El gobierno del MAS ha perdido tres elecciones consecutivas desde 2014 porque las grandes mayorías, sobre todo urbanas, ya no creen (...)

Quintana tiene el hábito de desviar fondos públicos y de impartir “línea” a los periodistas

Wilson García Mérida

La difusión de un audio que registra una reunión “de trabajo” entre el ministro de la Presidencia Juan (...)

la frase

Álvaro García ha leído pocos libros Cita a Hegel pero leyó citas de citas nada más Por eso carece de espíritu humanista y sufre acomplejamiento social e intelectual

Wálter Chávez, ex asesor del MAS

¿Cuál es el principal desafío del nuevo gobierno

  • Seguridad ciudadana
  • Lucha contra el narcotráfico
  • Industrialización
  • Empleo y educación
  • Otros

Encuesta vigente desde el 13-10-2014

Encuesta anterior:

Por quién votará en las elecciones de 2014