Lunes 10 de diciembre del 2018
 
x

¿Olvidó su contraseña?

Área: Opinión >> Comentarios y enfoque
Actualizado el 2008-04-14 a horas: 19:33:30

El gobierno no puede liquidar el latifundio

Miguel Lora Ortuño

Ya Mariátegui, a principios del siglo pasado, sostenía que el problema de la tierra es uno de los aspectos estructurales no resueltos en América. Las revoluciones mexicana y boliviana, dos intentos de resolver este problema desde la perspectiva del nacionalismo de contenido burgués, han fracasado manteniendo a los explotados del agro en el atraso y en la miseria más espantosa.

Miguel Lora Ortuño

Es maestro y dirigente sindical.

Contactos con el autor
close

Contacto con Miguel Lora Ortuño




6 + 6 = echchange

Con el uso de ese servicio Ud. acepta:
Su dirección E-Mail y la del destinatario serán utilizados sólo para avisar al destinatario sobre el envío. Para evitar el mal uso del servicio, Bolpress registrará el IP del emisor del mensaje.

Las limitaciones de esos dos intentos tienen una causa común, sus direcciones no van más allá del respeto a la gran propiedad privada de los medios de producción y pretenden distribuir la tierra a la inmensa masa campesina (uno de los rasgos del giran peso del precapitalismo), sin afectar de manera radical los intereses de los despojadores de la tierradurante la colonia y la República. En Bolivia, la reforma agraria se planteó desde una perspectiva burguesa al respetar la propiedad agraria llamada “industrial” (ahora denominada “tierra productiva con función social”) y convertir al campesino en propietario individual de una parcela cada vez más pequeña. Era inocultable la perspectiva que abrigaba el movimientismo de una futura reconcentración de la propiedad privada parcelaria para posibilidad el surgimiento posterior de una burguesía agraria.

La experiencia posterior ha mostrado que el proceso ha recorrido por un camino opuesto, la acentuación del minifundio improductivo, hecho que confirma que --a esta altura del desarrollo del sistema social vigente-- ya no es posible pensar en un futuro desarrollo capitalista del país. La excesiva parcelación de la tierra ha sido el obstáculo para el ingreso de la tecnología a la producción agropecuaria, al mismo tiempo en las grandes concentraciones latifundiarias del Oriente, en desmedro de las poblaciones originarias de la región, ha surgido la producción maquinizada.

La perspectiva revolucionaria que no puede ser cumplida por direcciones nacionalistas burguesas es que, para resolver el problema de la tierra no hay otro camino que acabar radicalmente con el latifundio y mantener la tierra como unidad productiva como propiedad social para incorporar la industrialización a la producción agropecuaria. Este objetivo sólo podrá ser cumplido plenamente por la revolución dirigida por el proletariado.

El gobierno del MAS está lejos de materializar semejante tarea histórica porque toda su política parte de la defensa de la propiedad privada, todos los días la campaña en favor de la nueva constitución masista aprobada en Oruro ratifica el respeto a la propiedad y a la iniciativa privadas. Por esta razón, no puede tocar el latifundio y todo pleito con los terratenientes se reduce a determinar qué tierras son productivas y cuáles no, cuando la inmensa mayoría de los explotados del agro no tiene nada para sobrevivir.

La solución radical el problema de la tierra choca con los intereses materiales de los terratenientes del Oriente. Se trata de un polvorín a punto de estallar en cualquier momento, en la medida en que los explotados del agro rebasen las limitaciones políticas del gobierno del MAS.

El chaco puede arder, rebasando las limitaciones del MAS

Los actuales dueños de los latifundios, ganaderos y productores industriales (soyeros y otros), han logrado sus posesiones a costa del despojo de los territorios de los pueblos originarios, los cuales, privados de su medio de vida, no han tenido otro camino que someterse a formas de explotación más salvajes. En la región, junto al trabajo asalariado, sobreviven formas de producción serviles, fenómeno que ha empujado al pueblo guaraní a rebelarse una y otra vez contra sus explotadores, muchas veces sin éxito alguno, para retomar sus posesiones originarias.

El gobierno del MAS hurga el avispero por puro cálculo político para maniobrar contra la Media Luna y restar importancia al referéndum autonómico. Anuncia el establecimiento de un territorio comunitario de origen (TCO) en el Alto Parapetí, la distribución de tierras al pueblo guaraní, la abolición del trabajo servil, etc.

La reacción natural de los terratenientes que ven el peligro de perder parte de sus posesiones no se deja esperar. Realizan medidas de presión y logran arrastrar a otros sectores de la población, cercan a las autoridades del gobierno en sus hoteles, bloquen los camino y exigen que paren los trabajos de saneamiento de tierras.

En este momento, el pueblo guaraní y los terratenientes se encuentran en apronte, en cualquier momento puede estallar el enfrentamiento. El gobierno respetuoso de la propiedad privada se asusta frente al monumental conjuro que ha desencadenado. La ministra Susana Rivero decide retirarse de Camiri anunciando que el gobierno no quiere provocar enfrentamiento alguno. García Linera, en una declaración posterior a la retirada de Rivero, dice que el saneamiento continuará si no es ahora en un mes o seis meses paro que no se parará con el trabajo, declaración que anticipa la retirada del vice ministro Almaraz con el rabo entre las piernas.

En este episodio se refleja nítida la limitación política del gobierno del MAS, su incapacidad de conducir el proceso de liquidación de los latifundios hasta sus últimas consecuencias apoyado en la movilización del pueblo guaraní y usando la fuerza compulsiva del Estado para someter a los terratenientes explotadores y usurpadores. Su retirada que prácticamente está anunciada será una traición a los explotados del Chaco.

La rebelión del pueblo guaraní plantea la necesidad de expulsar a los terratenientes y la expropiación de los latifundios de la zona. Corresponde a todos los explotados del país potenciar la lucha de los explotados del Chaco y secundar sus acciones en todo el país. De materializarse la lucha con esas características se habrá dado un golpe mortal a la derecha reaccionaria y a los empresarios chupasangres.

Otros artículos de Miguel Lora Ortuño

Volver atrás
Enviar el artículo por E-mail
close



7 - 3 = echchange

Con el uso de ese servicio Ud. acepta:
Su dirección E-Mail y la del destinatario serán utilizados sólo para avisar al destinatario sobre el envío. Para evitar el mal uso del servicio, Bolpress registrará el IP del emisor del mensaje.

Compartir el artículo en Facebook Versión para mprimir
+ Restaurar tamaño del texto -
Contactar al autor
Uhr 5

min.

... a fondo

La influencia histórica de la convicción patriótica

Eduardo Paz Rada

La historia de la sociedad boliviana ha estado marcada por la dinámica y las contradicciones de las relaciones con las potencias capitalistas mundiales en torno a la explotación de los recursos naturales acompañada con la dominación política e ideológica sobre el conjunto de América Latina. En este contexto, los estudios, aportes y (...) :: Más detalles

Otros artículos de análisis

El gobierno de Evo Morales acelera el montaje de la planta nuclear

AnaliaPandoCabildeo

¿Por qué el gobierno de Evo Morales quiere gastar más de 2 mil millones de dólares en la construcción de (...)

Elites económicas y decadencia sistémica

Jorge Beinstein

A raíz de la llegada Mauricio Macri a la presidencia se desató en algunos círculos académicos argentinos la (...)

El gobierno del MAS se hunde en un mar de mentiras

AmaliaPandoCabildeo

El gobierno del MAS ha perdido tres elecciones consecutivas desde 2014 porque las grandes mayorías, sobre todo urbanas, ya no creen (...)

Quintana tiene el hábito de desviar fondos públicos y de impartir “línea” a los periodistas

Wilson García Mérida

La difusión de un audio que registra una reunión “de trabajo” entre el ministro de la Presidencia Juan (...)

la frase

Álvaro García ha leído pocos libros Cita a Hegel pero leyó citas de citas nada más Por eso carece de espíritu humanista y sufre acomplejamiento social e intelectual

Wálter Chávez, ex asesor del MAS

¿Cuál es el principal desafío del nuevo gobierno

  • Seguridad ciudadana
  • Lucha contra el narcotráfico
  • Industrialización
  • Empleo y educación
  • Otros

Encuesta vigente desde el 13-10-2014

Encuesta anterior:

Por quién votará en las elecciones de 2014