Miercoles 20 de junio del 2018
 
x

¿Olvidó su contraseña?

Área: Internacional >> Latinoamérica
Actualizado el 2006-05-29 a horas: 11:58:39

Entrevista con Berta Hernández, dirigente del Movimiento de los Derechos de los Inmigrantes (MDI) de EEUU

"Ha nacido un Movimiento de Liberación Nacional en el seno del imperialismo"

El Senado norteamericano aprobó un proyecto de ley que resguarda las fronteras y ofrece a millones de inmigrantes indocumentados la posibilidad de residencia permanente en Estados Unidos. El proyecto, aprobado por votación de 62 a favor y 36 en contra, incluye fondos para la seguridad fronteriza, un nuevo programa de trabajadores temporales y la ciudadanía para unos 11 millones de indocumentados. Berta Hernández, dirigente del Movimiento de los Derechos de los Inmigrantes (MDI) de Estados Unidos, le dijo a Izquierda.info que la lucha de los indocumentados en el Norte es un nuevo episodio de la radicalización de la lucha de clases.

De acuerdo con el proyecto, los indocumentados que llegaron a Estados Unidos hace más de cinco años serán legalizados y podrán reclamar su ciudadanía si trabajan, no tienen antecedentes penales, aprenden inglés, pagan una multa de al menos 3,250 dólares e impuestos atrasados. Los indocumentados que llegaron al país hace más de dos años y menos de cinco años podrán obtener una ''tarjeta verde'' (permiso de trabajo permanente) si cumplen todos los requisitos y se trasladan a un puerto de entrada, llenan un formulario y vuelven a entrar. Los extranjeros sin papeles que entraron hace menos de dos años deberán regresar a sus países de origen. La legislación crea un programa especial de trabajadores temporarios (''trabajadores invitados'') para un millón y medio de trabajadores agrícolas, que también podrían ser legalizados si cumplen los requisitos necesarios. Se aumenta la cantidad de visas H1-B para trabajadores calificados de 65 mil a 115 mil por año a partir del 2007. Por otra parte, el proyecto autoriza la construcción de una cerca con triple muro en casi 600 km de frontera con México y la instalación de barreras para impedir el cruce ilegal en vehículos en otros 800 km.

(Izquierda.Info).- ¿Ustedes esperaban este movimiento de masas de los inmigrantes?

Berta Hernández - Lo esperábamos. Claro está, que lo que no predijimos, nosotros ni nadie, fue el tamaño y la fuerza extraordinaria que adquirió en cuestión de días. Este movimiento, que sin lugar a dudas es el acontecimiento más importante de la lucha de clases de lo que va de este siglo, tiene ya, décadas de desarrollo. En la historia reciente se puede nombrar a la Coalición por la Lucha por la Igualdad que ganó los primeros casos de asilos para salvadoreños en Los Angeles, durante el proceso revolucionario centroamericano de los 80's.

Después en 1994 veríamos a un millón de latinos marchar en Los Angeles contra la propuesta 187 (Legislación que prohibía servicios de salud de emergencia a los indocumentados, así como acceso a las escuelas elementales a los niños indocumentados, y obligaba a los trabajadores públicos a denunciar a todo sospechoso de ser indocumentado.) En 1995 nuestra organización comenzó una campaña internacional por la residencia incondicional de todos los trabajadores inmigrantes, con gran resonancia y respuesta popular: "Papeles para Todos". A partir de ese año se inició la celebración del Día del orgullo Inmigrante. Poco después los trabajadores de la limpieza (mayoría latina) encabezan una lucha por sindicalización, aumentos de salario y una mejora de las condiciones de trabajo.

En el 2001 había una creciente ola de movilizaciones por la amnistía y el asunto de una posible amnistía parcial para los inmigrantes mexicanos estaba ya en la agenda de discusión entre Bush y el presidente mexicano Fox. Ese mismo año la AFL-CIO (la Central de Trabajadores de EEUU), cambiando su posición histórica de más de un siglo, se pronunció a favor de una amnistía para todos los trabajadores indocumentados, provocando grandes expectativas. Los atentados terroristas contra las torres gemelas de Nueva York del 11 de septiembre del 2001 interrumpió este proceso e impuso una situación reaccionaria en todo país en la cual los más atacados y vulnerable fueron una vez más los trabajadores inmigrantes. Hoy día, con sus marchas masivas y militantes, inspiran a la juventud y a los trabajadores norteamericanos dejan sin habla a la clase gobernante norteamericana y se sumergen en un proceso de organización sin precedente.

- ¿Quién o quienes dirigen el movimiento?

- Buenísima pregunta, pues fíjense que hoy en día todos dicen que dirigen el movimiento. La verdad que este movimiento sobrepasó todas las expectativas y a todas las direcciones. Por un lado tenemos a los medios de comunicación latinos llamando a las distintas movilizaciones. Por otro, organizaciones comunitarias, partidos políticos de izquierda, deportivas, educativas, iglesias de distintas denominaciones, etc. llevando y movilizando a sus bases. Y más allá también tenemos a los "defensores de los inmigrantes" de carrera tratando de montarse rápidamente en el movimiento conciliando esta o aquella propuesta legislativa (fundamentalmente propuestas del Partido Demócrata.) Sin embargo, nadie, hasta ahora, ha sido capaz de dirigir, contener o capitalizar este movimiento. Eso sí, existe una gran efervescencia entre la comunidad latina. Desde hace dos meses no dejan de surgir grupos nuevos de inmigrantes que quieren discutir las propuestas y la estrategia para alcanzar la meta. Hay varios intentos locales, en distintas regiones del país de coordinar estos grupos en conferencias de emergencia que se transformen en coordinadoras de organizaciones de base regionales que busquen vinculación a nivel nacional. También se empiezan a ver debates en tanto a la conducción democrática del movimiento. Nuestra organización está en contacto con varios de estos esfuerzos y prepara una conferencia de emergencia del área de la bahía de San Francisco para 24 de junio.

- Muchos hablan del surgimiento de un nuevo movimiento de los derechos civiles (recordando al de los negros de los 50s y 60s.) ¿Esto es así?

- Si está naciendo un nuevo movimiento por los derechos civiles, pero a la par esta surgiendo uno aún más importante. Un movimiento de derechos civiles puesto que los inmigrantes indocumentados viven en las sombras sin protecciones ni derechos y hoy en día se encuentran movilizados para alcanzar estos. El otro movimiento que crece paralelo es más específico y tiene una potencialidad explosiva. Es lo que nosotros llamamos un Movimiento de Liberación Nacional de los inmigrantes, particularmente mexicanos (que son la mayoría de los inmigrantes indocumentados en este país.). Todo trabajador mexicano sabe, por moderado que sea, que está viviendo en tierras arrebatadas a México en el Siglo XIX. Un movimiento revolucionario en México podría despertar enormes simpatías hacia él y motivar los deseos de reunificación del pueblo mexicano en ambos lados de la frontera. Es como si el proceso de lucha de clases que hoy se vive en Latinoamérica - y por el que todos los inmigrantes sienten gran simpatía se haya colado dentro mismo del imperialismo, amenazando su estabilidad y su poder. Esto puede tener implicaciones de carácter históricas. Podría significar el comienzo del fin del imperio tal cual lo conocemos.

- ¿Qué pueden hacer los sindicatos y la izquierda de otros países, particularmente de Latinoamérica para apoyar este movimiento?

- Antes que nada, es importante reconocer el movimiento por lo que es: un movimiento de implicancias históricas, de liberación nacional en el seno del imperialismo. Un movimiento enorme, de trabajadores. De trabajadores que sustentan la economía más grande del planeta. De trabajadores que sufren discriminación y acoso cotidiano, que reciben bajos salarios y sustentan condiciones de vida muy por debajo de las del "sueño americano". Trabajadores que no tienen derecho al trabajo, a servicios sociales, ni al libre tránsito. Pero que son capaces de desafiar al imperialismo norteamericano en el seno mismo de su imperio. Y que por lo tanto requieren y merecen la solidaridad internacional de los luchadores sociales de América Latina y del mundo. Reconocer que ellos luchan por derechos democráticos elementales, de supervivencia, pero que al hacerlo transmiten su dinamismo y entusiasmo al resto de los trabajadores norteamericanos. Que al hacerlo, desafían la dominación imperialista. Es importante que la izquierda, los sindicatos y otros luchadores sociales muestren su apoyo al movimiento con acciones en sus países, que se presenten como alternativa política y hagan claro que este movimiento es parte del movimiento internacional de los trabajadores.

Volver atrás
Enviar el artículo por E-mail
close



11 - 5 = echchange

Con el uso de ese servicio Ud. acepta:
Su dirección E-Mail y la del destinatario serán utilizados sólo para avisar al destinatario sobre el envío. Para evitar el mal uso del servicio, Bolpress registrará el IP del emisor del mensaje.

Compartir el artículo en Facebook Versión para mprimir
+ Restaurar tamaño del texto -
Mas informacion
Uhr 8

min.

... a fondo

La influencia histórica de la convicción patriótica

Eduardo Paz Rada

La historia de la sociedad boliviana ha estado marcada por la dinámica y las contradicciones de las relaciones con las potencias capitalistas mundiales en torno a la explotación de los recursos naturales acompañada con la dominación política e ideológica sobre el conjunto de América Latina. En este contexto, los estudios, aportes y (...) :: Más detalles

Otros artículos de análisis

El gobierno de Evo Morales acelera el montaje de la planta nuclear

AnaliaPandoCabildeo

¿Por qué el gobierno de Evo Morales quiere gastar más de 2 mil millones de dólares en la construcción de (...)

Elites económicas y decadencia sistémica

Jorge Beinstein

A raíz de la llegada Mauricio Macri a la presidencia se desató en algunos círculos académicos argentinos la (...)

El gobierno del MAS se hunde en un mar de mentiras

AmaliaPandoCabildeo

El gobierno del MAS ha perdido tres elecciones consecutivas desde 2014 porque las grandes mayorías, sobre todo urbanas, ya no creen (...)

Quintana tiene el hábito de desviar fondos públicos y de impartir “línea” a los periodistas

Wilson García Mérida

La difusión de un audio que registra una reunión “de trabajo” entre el ministro de la Presidencia Juan (...)

la frase

Álvaro García ha leído pocos libros Cita a Hegel pero leyó citas de citas nada más Por eso carece de espíritu humanista y sufre acomplejamiento social e intelectual

Wálter Chávez, ex asesor del MAS

¿Cuál es el principal desafío del nuevo gobierno

  • Seguridad ciudadana
  • Lucha contra el narcotráfico
  • Industrialización
  • Empleo y educación
  • Otros

Encuesta vigente desde el 13-10-2014

Encuesta anterior:

Por quién votará en las elecciones de 2014