Lunes 24 de septiembre del 2018
 
x

¿Olvidó su contraseña?

Área: Opinión >> Comentarios y enfoque
Actualizado el 2006-03-17 a horas: 04:39:45

En el proceso de cambios iniciado en Bolivia, el tema de la Soberanía y la Seguridad Alimentaria debe ser una de las prioridades

Alimentación, derecho del pueblo

Vladimir SánchezEn los últimos años, el avance de criterios y conceptos para establecer un marco de políticas sobre Soberanía Alimentaria (SOBAL) a nivel internacional, es indiscutible; proceso al que han aportado inicialmente Vía Campesina y otras organizaciones de la sociedad civil (OSC), así como las Organizaciones No Gubernamentales (ONG´s).

En el caso de Bolivia también diversas organizaciones campesino indígenas, OSC y ONG´s. aportan al desarrollo de ideas para la implementación de políticas de SOBAL planteando que la Organización Mundial de Comercio no tenga tuición sobre el comercio mundial de alimentos, oponiéndose al Tratado de Libre Comercio entre Bolivia y los Estados Unidos para productos alimenticios porque afecta fundamentalmente a los pequeños productores campesinos/indígenas, pidiendo la supresión de la subvención y el dumping a productos agropecuarios de los países desarrollado, entre otras. Asimismo, en la última campaña electoral el Movimiento Al Socialismo (MAS) incorporó muchos criterios importantes de SOBAL en su propuesta programática que se analiza al finalizar el artículo.

La mayoría de las organizaciones y movimientos de la sociedad civil entienden la Soberanía Alimentaria como el derecho de los pueblos, comunidades y países a definir sus propias políticas agrícolas, laborales, pesqueras, alimentarias y de tierra que sean ecológicas, social, económica y culturalmente apropiadas a sus circunstancias particulares. Posición que fue consensuada en el Foro Paralelo a la Cumbre Mundial de Alimentos de Roma +5, el año 2002.

Este planteamiento incluye el verdadero derecho a la alimentación y a la producción de alimentos, que significa que todos los pueblos tienen el derecho a una alimentación inocua, nutritiva y culturalmente apropiada, así como a los recursos para la producción de alimentos y a la capacidad para mantenerse a sí mismos y a sus sociedades.

Si bien la definición citada contiene elementos importantes, sólo se destacan algunos: se plantea con claridad que los derechos a la Soberanía Alimentaria no son derechos únicamente de los pueblos indígenas, sino también de los países –léase Estado-Nación- quienes tienen el derecho a implementar políticas de SOBAL para garantizar una adecuada producción y distribución de alimentos, crear las condiciones para el acceso a alimentos de toda la población rural y urbana preservando que los mismos sean inocuos, nutritivos y culturalmente apropiados.

Otra política destacada en los marcos del derecho de los pueblos y estados es la articulación entre el consumo y la producción de alimentos, explicable porque la mayoría de los que sufren hambre y desnutrición a nivel mundial son pequeños productores y productores sin tierra. También plantea que las políticas a implementarse deben ser integrales y articuladoras de lo macro y lo micro; del fomento y ampliación de los mercados internos y del manejo cuidadoso de las relaciones con el mercado internacional; de la distribución y redistribución de recursos productivos y el acceso sostenible de los pequeños productores (en el caso boliviano de campesinos-indígenas) a recursos productivos fundamentalmente.

Constatando que los avances en el tema son importantes y que además se continua trabajando en distintos escenarios en políticas de soberanía alimentaria; los movimientos sociales, organizaciones de la sociedad civil y las ONG´s reconocen que queda mucho camino por recorrer y varias preguntas que responder como por ejemplo ¿en el mundo globalizado de hoy hasta dónde se puede pensar en soberanía de los Estados-Nación? ¿en los países del llamado tercer mundo –dependientes- es posible implementar políticas de soberanía alimentaria?.....

Evolución de las Políticas Públicas en Seguridad Alimentaria Nutricional

El primer intento de plantear e implementar políticas de SAN se dio a través de la Estrategia Transformativa y Productiva del Agro – ETPA (finalizando el primer gobierno de Sánchez de Lozada), cuyo objetivo general fue impulsar el crecimiento económico,combatir la pobreza y reducir la inseguridad alimentaria. Uno de los pilares fundamentales de esta Estrategia fue el Plan Nacional de Seguridad Alimentaria Nutricional que no se llevó a la práctica; sin embargo, como resultado se destaca la conformación del Programa de Seguridad Alimentaria (PASA) que tuvo problemas de enfoque y de estrategias no muy claras para su implementación.

En el nuevo siglo, otro intento serio de políticas nacionales en seguridad alimentaria fue la Estrategia Nacional de Desarrollo Agropecuario y Rural (ENDAR), que quedó en un documento elaborado por varios especialistas que buscaron su validación en muchas reuniones, seminarios, talleres que contaron con la participación de varios sectores productivos, organizaciones económicas campesinas, ONG´s, otras organizaciones de la sociedad civil y la cooperación internacional.

En el marco de la ENDAR se plantea que la política de seguridad alimentaria está orientada a que la población nacional alcance su seguridad alimentaria mejorando las condiciones de acceso a los alimentos, apoyando la inversión y generación de empleo, coadyuvando de esta manera a incrementar los ingresos y a reducir la pobreza. Si bien el enfoque de la política es integral enfrenta grandes desafíos como la creación de condiciones para mejorar el empleo precario, incrementar la ocupación para que la población tenga ingresos y pueda comprar los alimentos necesarios diariamente. La interrogante que existe es sí el modelo de desarrollo actual lo permite.

La ENDAR, en el marco de políticas institucionales en SAN, plantea como objetivo el constituir una red institucional que permita proponer, coordinar y establecer acciones concertadas aglutinando esfuerzos y recursos de las instituciones públicas, privadas y de apoyo a la Seguridad Alimentaria. Políticas que contengan líneas de acción vinculadas a la creación del Servicio Nacional de Seguridad Alimentaria, al fortalecimiento de las instancias de planificación e información; así como de los procesos de coordinación entre la Sociedad Civil y el Estado.

En la actualidad existen varios programas/proyectos que se ejecutan en forma aislada, pues no existen acuerdos entre los diferentes actores públicos y privados y menos aún condiciones políticas. Es posible que en la actual coyuntura política y bajo la dirección del Movimiento al Socialismo se puedan llegar a acuerdos y/o consensos entre actores públicos y privados que permitan crear las condiciones políticas para la implantación de éstas en el marco de la soberanía alimentaria y desarrollo rural.

En Bolivia no se trabajó en políticas de Soberanía Alimentaria porque instituciones internacionales como el Fondo Monetario Internacional y Banco Mundial indujeron a la implementación de medidas como los ajustes estructurales de primera y segunda generación (reducción del Estado, Ley de Capitalización, Ley de Pensiones, mantenimiento de equilibrios macroeconómicos a ultranza, entre otros), políticas que incrementaron y profundizaron la pobreza, el número de personas en situación de inseguridad alimentaria y le disminuyeron al Estado la capacidad de definir por si misma políticas fundamentalmente económicas. También, el Estado firmo varios convenios internacionales: Cumbre Mundial de Alimentación de Roma (1996), Roma +5 donde se compromete a disminuir el 50% la cantidad personas que se encuentran en situación de inseguridad alimentaria, tampoco incorporó en las normas jurídicas la responsabilidades y la implementación de crear condiciones para que todos habitantes de Bolivia accedan diariamente a alimentos en cantidad y calidad suficientes para realizar plenamente sus actividades, estos convenios están dentro los derechos económico, sociales y culturales suscrito con las Naciones Unidas.

Propuesta del MAS

El MAS en la campaña electoral nacional del 2005 en su Programa de Gobierno 2006-2010 Bolivia Soberana y Productiva para Vivir Bien, plantea la necesidad de cambiar el modelo de desarrollo y su propuesta tiene como rasgos más importantes la industrialización del gas natural, la soberanía alimentaria y el desarrollo productivo con generación de empleo.

En ese marco, el MAS afirma que la soberanía alimentaría y la estrategia de desarrollo rural están articuladas por los aspectos económicos, sociales y culturales. Esto significa que las políticas se orientarán a la ampliación del mercado interno de productos alimenticios mediante la mejoramiento de ingresos de las persona que tienen empleos precarios y, generando empleos e ingresos estables para los desocupados (disminución de la tasa de desempleo). Estas políticas se materializaran con la participación directa e indirecta del Estado como demandador de productos alimenticio (desayuno y almuerzo escolar), fomento y apoyo a la micro y pequeñas empresas rurales y urbanas, la sustitución selectiva de las importaciones, entre otras.

También, la propuesta del MAS para conseguir la soberanía alimentaría afirma la prioridad de articular los distintos sectores de la economía nacional a partir de la generación y distribución de excedentes económicos y la redistribución y distribución de recursos naturales, especialmente los hidricarburos. Entendiendo la soberanía alimentaria en un contexto más amplio como soberanía nacional, el mantenimiento del equilibrio macroeconómico es una condición vital para esta política y no por imposición de organismos internacionales de financiamiento.

Precisamente para disminuir la dependencia externa implementarán políticas como el fomento al incremento de la productividad agraria con apoyo estatal articulado a la soberanía alimentaria y con incentivos fiscales; el fomento a la Transformación y Comercialización de Productos de parte de Comunidades u Organizaciones de Productores; Acceso a Tecnología, Asistencia Técnica y Recursos Financieros; acceso a Mercados Externos; fomento a la Generación de Ingresos y Empleos Rurales no Agrícolas; Políticas de Integración Comercial con Soberanía; Tierra para la Vida y la Soberanía; Programas de Asentamientos Humanos.

En el contexto descrito el MAS afirma que las políticas orientadas a la soberanía alimentaria del país se ocuparán tanto de incrementar la producción nacional de alimentos, como de garantizar el acceso de la población a los mismos en adecuadas condiciones de cantidad, calidad, oportunidad y precio. Esto significa que la producción de alimentos en el marco de la soberanía alimentaria tiene que ser apoyada por el Estado, lo cual es concordante con los compromisos internacionales del Estado boliviano asumidos en la “Cumbre Mundial de la Alimentación” de 1996 para reducir el hambre en el 50% hasta el 2015 y con los objetivos del milenio suscritos en el 2002 con el mismo propósito.

* Director Ejecutivo de la Asociación de Instituciones de Promoción y Educación (AIPE)

Volver atrás
Enviar el artículo por E-mail
close



12 * 1 = echchange

Con el uso de ese servicio Ud. acepta:
Su dirección E-Mail y la del destinatario serán utilizados sólo para avisar al destinatario sobre el envío. Para evitar el mal uso del servicio, Bolpress registrará el IP del emisor del mensaje.

Compartir el artículo en Facebook Versión para mprimir
+ Restaurar tamaño del texto -
Mas informacion
Uhr 10

min.

... a fondo

La influencia histórica de la convicción patriótica

Eduardo Paz Rada

La historia de la sociedad boliviana ha estado marcada por la dinámica y las contradicciones de las relaciones con las potencias capitalistas mundiales en torno a la explotación de los recursos naturales acompañada con la dominación política e ideológica sobre el conjunto de América Latina. En este contexto, los estudios, aportes y (...) :: Más detalles

Otros artículos de análisis

El gobierno de Evo Morales acelera el montaje de la planta nuclear

AnaliaPandoCabildeo

¿Por qué el gobierno de Evo Morales quiere gastar más de 2 mil millones de dólares en la construcción de (...)

Elites económicas y decadencia sistémica

Jorge Beinstein

A raíz de la llegada Mauricio Macri a la presidencia se desató en algunos círculos académicos argentinos la (...)

El gobierno del MAS se hunde en un mar de mentiras

AmaliaPandoCabildeo

El gobierno del MAS ha perdido tres elecciones consecutivas desde 2014 porque las grandes mayorías, sobre todo urbanas, ya no creen (...)

Quintana tiene el hábito de desviar fondos públicos y de impartir “línea” a los periodistas

Wilson García Mérida

La difusión de un audio que registra una reunión “de trabajo” entre el ministro de la Presidencia Juan (...)

la frase

Álvaro García ha leído pocos libros Cita a Hegel pero leyó citas de citas nada más Por eso carece de espíritu humanista y sufre acomplejamiento social e intelectual

Wálter Chávez, ex asesor del MAS

¿Cuál es el principal desafío del nuevo gobierno

  • Seguridad ciudadana
  • Lucha contra el narcotráfico
  • Industrialización
  • Empleo y educación
  • Otros

Encuesta vigente desde el 13-10-2014

Encuesta anterior:

Por quién votará en las elecciones de 2014