Domingo 26 de mayo del 2019
 
x

¿Olvidó su contraseña?

Área: Opinión >> Comentarios y enfoque
Actualizado el 2004-11-01 a horas: 14:26:38

Cuidado con el escamoteo

Cuidado con el escamoteo Ramón Rocha Monroy Actualmente Bolivia es una sociedad dramáticamente estratificada, con una concentración inaudita del ingreso en pocas manos que contrasta con zonas de pobreza extrema, desempleo, desnutrición, calidad de vida bajísima y lo que es peor, falta de un horizonte cierto de justicia social. Particularmente la clase media vive un deterioro agudo de su ingreso y su calidad de vida. Lo grave es que esas constantes son quizá más visibles precisamente en Santa Cruz, donde hay la más alta concentración del ingreso en pocas manos, y una mayoría con un bajo nivel de desarrollo humano.

Ramón Rocha Monroy

Ramón Rocha MonroyOjo de vidrio: Publicó las novelas: ¡Qué solos se quedan los muertos!-Vida de Antonio José de Sucre (Ed. El País, 2006), Potosí 1600 (Premio Alfaguara 2001), Ladies Night, La Casilla Vacía, Ando volando bajo (Premio Guttentag 1994), El run run de la calavera (Premio Guttentag 1983), Allá Lejos (Ed. Los Amigos del Libro, 1978). Inició su carrera literaria con Pedagogía de la Liberación (Premio Franz Tamayo de Ensayo 1975). Tiene dos libros de crónica gastronómica: Crítica de la sazón pura, Todos los cominos conducen aroma y La importancia de vivir en Cochabamba. Es también guionista de cine.
Blog clandestino

Contactos con el autor
close

Contacto con Ramón Rocha Monroy




13 + 1 = echchange

Con el uso de ese servicio Ud. acepta:
Su dirección E-Mail y la del destinatario serán utilizados sólo para avisar al destinatario sobre el envío. Para evitar el mal uso del servicio, Bolpress registrará el IP del emisor del mensaje.

Cuidado con el escamoteo

Ramón Rocha Monroy

Desde René Moreno es corriente pensar que la fundación de la República fue un escamoteo de una clase privilegiada y parasitaria que heredó así el vasto territorio de la Audiencia de Charcas para ejercer una nueva forma de colonialismo interno. De esta acusación se salva Antonio José de Sucre que ejecutó con celo extremo los decretos del Libertador que anularon el tributo indígena y expropiaron conventos para convertirlos en escuelas, hospitales, orfanatos y asilos. Pero la ilusión duró apenas dos años, porque se vino el atentado del 18 de abril de 1828 y la invasión de Agustín Gamarra un mes después, y todo volvió a la paz colonial que encubría la explotación a los originarios de estas tierras.

Es inevitable recurrir a la historia para reflexionar desde ese ángulo sobre lo que está ocurriendo en Santa Cruz. La federalización y la autonomía no son en sí regímenes irracionales. Claro que no. Lo que sí es irracional es cualquier proyecto separatista que aspire a crear una nueva república como un escamoteo parecido al que ocurrió en 1825.

Situémonos en ese escenario hipotético y preguntémonos un par de cuestiones. La primera: el proyecto separatista ¿es un proyecto democrático? Si examinamos el perfil de quienes alientan el separatismo más bien no brilla por su vocación democrática sino por una persistente actitud totalitaria. El separatismo oculta apenas una forma extrema de racismo cuyas principales víctimas son aquellos compatriotas aymaras y quechuas que emigraron a Santa Cruz. Pero, ¿están acaso exentos del racismo los indígenas cruceños? Un proyecto separatista no podría funcionar en Santa Cruz porque las mayorías pondrían en cuestión muchos extremos de una sociedad regional construida sobre la distribución desigual del ingreso y de la tierra. En ese escenario, ¿cómo reaccionaría la élite si aparece un partido como el MAS? ¿Lo aceptarían en el sistema político o lo proscribirían? Si lo hacen, no tendrían otro recurso que la fuerza para gobernar.

Un régimen autoritario podría sostenerse un tiempo, pero no se puede sojuzgar impunemente a quienes reclaman su derecho a tener tierra, un ingreso justo y un nivel adecuado de desarrollo humano. La democracia boliviana ha avanzado demasiado como para borrar su memoria en el seno de la sociedad cruceña.

Actualmente Bolivia es una sociedad dramáticamente estratificada, con una concentración inaudita del ingreso en pocas manos que contrasta con zonas de pobreza extrema, desempleo, desnutrición, calidad de vida bajísima y lo que es peor, falta de un horizonte cierto de justicia social. Particularmente la clase media vive un deterioro agudo de su ingreso y su calidad de vida. Lo grave es que esas constantes son quizá más visibles precisamente en Santa Cruz, donde hay la más alta concentración del ingreso en pocas manos, y una mayoría con un bajo nivel de desarrollo humano. Si el proyecto de federalización o autonomía está dirigido a corregir esos defectos con una política de redistribución del ingreso y otra de mejoramiento de la calidad de vida, bienvenido sea. Pero si es un escamoteo para fortalecer los privilegios de la élite dominante, no tiene razón de ser.

Otros artículos del mismo autor

Volver atrás
Enviar el artículo por E-mail
close



8 + 6 = echchange

Con el uso de ese servicio Ud. acepta:
Su dirección E-Mail y la del destinatario serán utilizados sólo para avisar al destinatario sobre el envío. Para evitar el mal uso del servicio, Bolpress registrará el IP del emisor del mensaje.

Compartir el artículo en Facebook Versión para mprimir
+ Restaurar tamaño del texto -
Contactar al autor
Uhr 3

min.

... a fondo

La influencia histórica de la convicción patriótica

Eduardo Paz Rada

La historia de la sociedad boliviana ha estado marcada por la dinámica y las contradicciones de las relaciones con las potencias capitalistas mundiales en torno a la explotación de los recursos naturales acompañada con la dominación política e ideológica sobre el conjunto de América Latina. En este contexto, los estudios, aportes y (...) :: Más detalles

Otros artículos de análisis

El gobierno de Evo Morales acelera el montaje de la planta nuclear

AnaliaPandoCabildeo

¿Por qué el gobierno de Evo Morales quiere gastar más de 2 mil millones de dólares en la construcción de (...)

Elites económicas y decadencia sistémica

Jorge Beinstein

A raíz de la llegada Mauricio Macri a la presidencia se desató en algunos círculos académicos argentinos la (...)

El gobierno del MAS se hunde en un mar de mentiras

AmaliaPandoCabildeo

El gobierno del MAS ha perdido tres elecciones consecutivas desde 2014 porque las grandes mayorías, sobre todo urbanas, ya no creen (...)

Quintana tiene el hábito de desviar fondos públicos y de impartir “línea” a los periodistas

Wilson García Mérida

La difusión de un audio que registra una reunión “de trabajo” entre el ministro de la Presidencia Juan (...)

la frase

Álvaro García ha leído pocos libros Cita a Hegel pero leyó citas de citas nada más Por eso carece de espíritu humanista y sufre acomplejamiento social e intelectual

Wálter Chávez, ex asesor del MAS

¿Cuál es el principal desafío del nuevo gobierno

  • Seguridad ciudadana
  • Lucha contra el narcotráfico
  • Industrialización
  • Empleo y educación
  • Otros

Encuesta vigente desde el 13-10-2014

Encuesta anterior:

Por quién votará en las elecciones de 2014