Jueves 13 de diciembre del 2018
 
x

¿Olvidó su contraseña?

Área: Opinión >> Comentarios y enfoque
Actualizado el 2004-03-27 a horas: 12:13:20

¿Cuál crisis fiscal?: Paguemos el Bonosol

¿Cuál crisis fiscal?: Paguemos el Bonosol Vincent Gómez-García Palao Mientras el gobierno sufre una de las más graves crisis fiscales de su historia, algunos de sus ministros nos sorprenden con declaraciones donde se insiste con el pago de un beneficio totalmente irracional, todavía más en los tiempos que corren, como es el Bonosol.

Vincent Gómez-García

Es PhD. en Ciencias Políticas con mención en Economía Internacional del Instituto Universitario de Altos Estudios Internacionales (IUHEI) de Ginebra, Suiza. Tiene una maestría en Econometría y Estadística en la Universidad de Ginebra, Suiza. En su experiencia profesional fue Consultor de la Corporación Andina de Fomento (CAF) y el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), entre otras organizaciones internacionales. Fue viceministro de Comercio Exterior e Inversión. Es docente universitario de maestrías en varias universidades bolivianas y columnista de varios periódicos.

Contactos con el autor
close

Contacto con Vincent Gómez-García




14 * 1 = echchange

Con el uso de ese servicio Ud. acepta:
Su dirección E-Mail y la del destinatario serán utilizados sólo para avisar al destinatario sobre el envío. Para evitar el mal uso del servicio, Bolpress registrará el IP del emisor del mensaje.

¿Cuál crisis fiscal?: Paguemos el Bonosol

Vincent Gómez-García Palao

Mientras el gobierno sufre una de las más graves crisis fiscales de su historia, algunos de sus ministros nos sorprenden con declaraciones donde se insiste con el pago de un beneficio totalmente irracional, todavía más en los tiempos que corren, como es el Bonosol.

En efecto, cuesta entender cómo un gobierno que está sufriendo lo indecible para conseguir la aprobación congresal de algunos impuestos recesivos e intrascendentes y lograr mayores niveles de cooperación internacional por montos ligeramente superiores a los $us. 100 millones, esté dispuesto a transferir gratuitamente más de $us. 90 millones durante este año.

Más allá de los montos y de la ficción de que los recursos con los que se paga el Bonosol son privados, corresponde profundizar el análisis en la estrecha relación que existe entre el actual déficit fiscal y el pago del Bonosol. Esa prebenda fue diseñada como un beneficio derivado del cuestionado proceso de capitalización, mediante la cual se retribuía -al momento de ingresar a la Tercera Edad- el esfuerzo de aquellas personas que habían contribuido con su trabajo para forjar el patrimonio productivo del país, representado por sus principales empresas públicas, particularmente aquellas de carácter estratégico. Más allá del discurso, la motivación real de esta medida fue y sigue siendo política: por un lado, legitimar la capitalización mediante la población de la Tercera Edad y, por el otro de manera más prosaica, asegurar una población electoral cautiva, que representa más de 400.000 personas en un escenario electoral donde las elecciones se ganan con escasas decenas de miles de votos.

En este sentido, la única racionalidad del Bonosol es política en la lógica de sus gestores y cualquier intento por mantener este supuesto beneficio sólo puede entenderse de esta manera, sorprendiendo la actuación del Ministerio de Hacienda y/o de la Superintendencia de Pensiones, Valores y Seguros, luego de la reconfiguración del escenario político al que asistimos en octubre pasado.

Además de la contradicción ya planteada de regalar dinero cuando no se tiene para pagar sueldos a los empleados de la administración pública, surgen interrogantes más profundos como esta insistencia en arriesgar aún más las jubilaciones de las personas que actualmente contribuyen al Fondo de Capitalización Colectiva, ya que la fusión de fondos -aunque suspendida- ya fue consumada en una primera instancia y sería el mecanismo que permitiría el pago del Bonosol durante la gestión 2004.

Partiendo de la relación que existe entre las políticas del primer gobierno de Sánchez de Lozada, donde las reformas de capitalización y de pensiones eran prácticamente gemelas teniendo como resultado, por un lado, el debilitamiento de la capacidad del TGN en cuanto a la generación de ingresos y, por el otro, la obligación del TGN de financiar un déficit; la solución de corto plazo más razonable sería de utilizar los escasos recursos que genera el Fondo de Capitalización Colectiva para ayudar a paliar el déficit fiscal, concretamente en su capítulo relativo al déficit originado por la reforma de pensiones; pensando en el mediano y largo plazo utilizar estos recursos en el financiamiento de actividades productivas en el país mediante mecanismos de bolsa a través del mercado de capitales en el marco de una verdadera estrategia de reactivación y desarrollo productivo de la economía nacional.

Ya que aparentemente las fuerzas políticas domésticas muy poco pueden hacer para frenar la irracionalidad gubernamental en el caso del Bonosol, la comunidad internacional debería condicionar su apoyo al déficit fiscal al levantamiento de esta prebenda.

Otros artículos del mismo autor

Volver atrás
Enviar el artículo por E-mail
close



7 + 3 = echchange

Con el uso de ese servicio Ud. acepta:
Su dirección E-Mail y la del destinatario serán utilizados sólo para avisar al destinatario sobre el envío. Para evitar el mal uso del servicio, Bolpress registrará el IP del emisor del mensaje.

Compartir el artículo en Facebook Versión para mprimir
+ Restaurar tamaño del texto -
Contactar al autor
Uhr 3

min.

... a fondo

La influencia histórica de la convicción patriótica

Eduardo Paz Rada

La historia de la sociedad boliviana ha estado marcada por la dinámica y las contradicciones de las relaciones con las potencias capitalistas mundiales en torno a la explotación de los recursos naturales acompañada con la dominación política e ideológica sobre el conjunto de América Latina. En este contexto, los estudios, aportes y (...) :: Más detalles

Otros artículos de análisis

El gobierno de Evo Morales acelera el montaje de la planta nuclear

AnaliaPandoCabildeo

¿Por qué el gobierno de Evo Morales quiere gastar más de 2 mil millones de dólares en la construcción de (...)

Elites económicas y decadencia sistémica

Jorge Beinstein

A raíz de la llegada Mauricio Macri a la presidencia se desató en algunos círculos académicos argentinos la (...)

El gobierno del MAS se hunde en un mar de mentiras

AmaliaPandoCabildeo

El gobierno del MAS ha perdido tres elecciones consecutivas desde 2014 porque las grandes mayorías, sobre todo urbanas, ya no creen (...)

Quintana tiene el hábito de desviar fondos públicos y de impartir “línea” a los periodistas

Wilson García Mérida

La difusión de un audio que registra una reunión “de trabajo” entre el ministro de la Presidencia Juan (...)

la frase

Álvaro García ha leído pocos libros Cita a Hegel pero leyó citas de citas nada más Por eso carece de espíritu humanista y sufre acomplejamiento social e intelectual

Wálter Chávez, ex asesor del MAS

¿Cuál es el principal desafío del nuevo gobierno

  • Seguridad ciudadana
  • Lucha contra el narcotráfico
  • Industrialización
  • Empleo y educación
  • Otros

Encuesta vigente desde el 13-10-2014

Encuesta anterior:

Por quién votará en las elecciones de 2014